fbpx
+34 605 630 328 info@glasesorialegal.com

Las consecuencias de acogerse a la Ley de la Segunda Oportunidad y cómo acogerse a este trámite

A mi despacho llegan personas desesperadas por su situación económica y por extensión su situación familiar y social; todos ellos tienen un factor común, su preocupación por las consecuencias de la Ley de la Segunda Oportunidad.

“Vienen a verme escépticos, no se creen eso de que ‘hay una Ley para que te perdonen las deudas’ …y casi todos ellos ya han intentado una refinanciación, es decir para casi todos ellos su prioridad era ( y es ) PAGAR, buscaron refinanciaciones que englobasen su deuda bajo una única cuota, pidieron ayuda a amigos y familia… Y finalmente ya sólo les queda ver qué es esto de que te PUEDAN PERDONAR LAS DEUDAS.”

Patricia Gómez, asesora de GL asesoría legal

Una vez se aclara que la primera voluntad de las personas es pagar y por tanto han buscado el modo de hacerlo, es de entender su incredulidad cuando les digo que tienen que dejar de pagar, de preocuparse por los pagos y dejar de atender las insistentes llamadas de los acreedores. 

Algunos de mis clientes se escandalizan. Creen que les estoy intentando vender algo, incluso hay quien dice que no puede dejar de pagar.

A ellos solo les digo que la Ley se encargará de encauzar su deuda pendiente bien a través de un acuerdo extrajudicial de pagos aceptado por los acreedores o a través de la exoneración total.

Y esto exactamente ¿Qué quiere decir?

La persona que se ha acogido a esta Ley ya no puede seguir pagando, no puede seguir negociando por su cuenta con los acreedores y no puede seguir generando más deuda.  Los acreedores tampoco podrán seguir cobrando al cliente, ni instándole a ponerse al corriente de pagos, ni llamarle para proponerle nuevos acuerdos o refinanciaciones».

Así lo determina con absoluta claridad el artículo 235 de la LC “Efectos de la iniciación del expediente”, especialmente lo vemos reflejado en los apartados 1-3 de este artículo, el cual os presento a continuación y en los cuáles me he tomado la licencia de añadir en subrayado mis propias notas explicativas.

ARTÍCULO 235

Efectos de la iniciación del expediente

  1. Una vez solicitada la apertura del expediente, el deudor podrá continuar con su actividad laboral, empresarial o profesional. Desde la presentación de la solicitud, el deudor se abstendrá de realizar cualquier acto de administración y disposición que exceda los actos u operaciones propias del giro o tráfico de su actividad.La persona (deudor) seguirá realizando su vida con absuluta normalidad sin que su trabajo se vea afectado. Queda prohibido a partir de este momento, generar más deuda. Es decir, excederse de lo que es su posibilidad económica real y actual, esto implica nada de tarjetas de crédito, nada de micropréstamos… ¡No más deuda!
  1. Desde la comunicación de la apertura de las negociaciones al juzgado competente para la declaración del concurso, los acreedores que pudieran verse afectados por el posible acuerdo extrajudicial de pagos:
  • Una vez iniciado el expediente, se notifica a “todos” los acreedores del Deudor, organismos y juzgados donde se hubiese iniciado alguna ejecución que no podrán iniciar ni continuar ejecución judicial o extrajudicial alguna sobre el patrimonio del deudor mientras se negocia el acuerdo extrajudicial hasta un plazo máximo de tres meses.
  • Los acreedores NO podrán embargar ni iniciar o continuar acciones contra el deudor: SE SUSPENDEN LOS EMBARGOS!, nadie podrá iniciar nuevo embargo o continuar con los ya en curso, los cuales quedarán paralizados.
  • Deberán abstenerse de realizar acto alguno dirigido a mejorar la situación en que se encuentren respecto del deudor común. Los acreedores no pueden seguir llamando y acosando al deudor prooniéndole nuevas cuotas y/o instándole a ponerse al corriente de pagos.
  • Podrán facilitar al mediador concursal una dirección electrónica para que éste les practique cuantas comunicaciones sean necesarias o convenientes, produciendo plenos efectos las que se remitan a la dirección facilitada. Las comunicaciones se harán a través del Mediador Concursal.
  1. Durante el plazo de negociación del acuerdo extrajudicial de pagos y respecto a los créditos que pudieran verse afectados por el mismo, se suspenderá el devengo de intereses de conformidad con lo dispuesto por el artículo 59. La deuda no seguirá generando intereses.

Es importante que el deudor conozca este artículo de la Ley, el cual le protege frente al acoso y derribo al que le someten los acreedores y conozca de primera mano las consecuencias de la Ley de la Segunda Oportunidad.

A mis clientes les digo:

“No es vuestra decisión dejar de pagar, no es mi decisión que dejéis de pagar, es lo que dice la Ley.»

Patricia Gómez, asesora de GL asesoría legal

El espíritu de esta Ley es restaurar la economía de la sociedad. Las personas endeudadas no pueden contribuir a la economía porque no generan demanda.

Esto no es un regalo, esta Ley es una de las más brillantes estrategias para conseguir que el dinero vuelva a fluir en la sociedad.

Una familia ahogada económicamente no puede generar demanda de productos y por tanto no se genera oferta.

Si no hay aumento de demanda, no hay necesidad de aumento de producción, no se genera empleo. Y si cae la demanda, aumenta el paro.

En una sociedad todos tenemos que aportar y soportar pero acogerse a la Ley de la Segunda Oportunidad os llevarán a la libertad financiera

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí la Política de Cookies